Back to top

Nota de aplicación

La Jerarquía Atributos y Propiedades contiene descriptores para características inherentes, especialmente características físicas de materiales y objetos. Se excluyen descriptores para colores y propiedades del color, que se encuentran en la Jerarquía Color. En el uso común, la distinción entre las características que pueden ser llamadas “atributos” y las que pueden ser llamadas “propiedades” no siempre son claras. Como guía general, “atributos” se refiere a características individuales de objetos, ítem o entidades y de manera principal, los descriptores son empleados para describir el objeto; generalmente evidente, aunque no cuantificable según un estándar establecido. "Propiedades" se refiere aquí a las características que sugieren cómo un material o algunas veces un grupo de objetos, responderán ante ciertas condiciones; estos muchas veces son cuantificables, aunque muchas veces su evidencia requiere de exámenes o pruebas. Con relación a otras jerarquías: otros descriptores que pudieran ser considerados como atributos y empleados para describir objetos están disponibles como descriptores alternativos en otras jerarquías (ej. tallado y sus derivados, madera y sus derivados). Los descriptores para nombres de colores se encuentran en la Jerarquía Color. Algunos fenómenos físicos que se asocian cercanamente con propiedades físicas y químicas (ej. luminiscencia) se ubican en la Jerarquía Conceptos Asociados. Expresiones que describen efectos de una circunstancia física particular sobre un material u objeto, se ubican en Jerarquía Condiciones y Efectos (ej. fisura). Características descriptivas aparecen en varias otras jerarquías como parte de descriptores compuestos (ej. casa a dos niveles).